lunes, 12 de enero de 2009

Las novias de ICE


En 1991 entró a nuestro colegio Marlon. Chavo moreno y de ojos verdes, vestía pantalones y suéteres flojos, y gorra con visera para atrás. Rapeaba y bailaba. Tenía un arete en la oreja izquierda. En pocas palabras, se creía Vanilla Ice.

Sin broma, él adoptó la personalidad de este rapero famoso. Lo que más carcajadas me saca todavía, es que a todas sus novias las cortaba con las palabras “you don’t know me at all”, frase usada en la película Cool As Ice, del cantante. JAJA. El colmo fue cuando se rasuró y escribió en el pelo, arriba de la oreja, la palabra “ICE”, aunque a simple vista se leía como un símbolo de infinito o una cicatriz. “¿Qué te pasó Marlon, te golpeaste?”, le decían sus jóvenes fans… “No, ahí dice ICE”, respondía él.

Desde su primer día de clases fue odiado por los hombres, pero amado por todas las mujeres, incluyendo maestras. Era despreciado por los varones por dos razones primordiales: lo ridículo de toda su persona y porque se llevó a todas las chavas del colegio, cual Flautista de Hamelin.

Ellas lo amaban por tantas razones, pero en resumen lo adoraban porque: era totalmente diferente a nosotros. En su mente no solo tenía fútbol, porno, Guns N’ Roses y Metallica, no era machista, sabía cantar y bailar, escribía cartas románticas envidiables y… era el culito que todas nuestras compañeras le habían pedido a Santa Claus, San Antonio, San Valentín, Etc.

Casi todas las estudiantes fueron novias de él. El tiempo promedio que duraban las relaciones era de 2 a 3 semanas, donde Marlon pasaba el recreo con ella tomados de la mano, se intercambiaban cartas a diario, se besaban y hasta ahí se. Lo interesante era cuando cortaban, la chava en turno lloraba, pero como que un ojo lagrimeaba de tristeza y el otro de satisfacción de haber sido privilegiada por ser una de las novias de ICE.

Nosotros molestábamos a las chavitas que estaban esperando turno. “Y ustedes, larga cola verdad, cuándo les toca turno con ICE, baby”, les decíamos. “Coman mierda, serotes”, nos respondían las niñitas de 13 a 15 años. Barbarie total.

Pues Marlon solamente estuvo 1 año en el colegio, no sabemos si porque no aguantó las chingaderas de la mara o se le acabaron las pretendientes. Lo cierto es que años más tarde me enteré que por fin había dejado su alter ego rapero. Se había curado de ICE. Ahora vestía y hablaba como Dylan Mckey, de Beverly Hills 90210. Hasta las patillas le habían quedado idénticas.

9 comentarios:

El Vigilante dijo...

Yo tenía un cuate en la colonia que lo dice, cuando vino a dar un concierto a Guatemala, que lo conoció y que bailó con él. Hasta pasos de baile le enseeño a Sr Ice... JAjajaja. Amerita un post ese cuate... ya se me había olvidado... JAjajaja. Bien muchacho me llegó. Todos tuvimos un Ice en nuestra colonia.

Abril dijo...

jajaja!

Los chavos nuevos eran como las chavas nuevas.... todos los cuates ahi detras de ella, porque era la nueva, porque era "diferente" a nosotras que llevabamos años con ellos juntos.... tambien hacian cola por ellas.

Me recuerdo de una vez que nos peleamos en el baño de mujeres las viejitas con las nuevas.... jajaja por unos patojos mocosos... jajaja

Seletenango dijo...

hay patojo...que chistosón! jajajaja

Juan Pablo Dardón dijo...

Qué belleza! Hasta me lo imaginé, una especie de emo prehistórico... pero contento. Desafortunadamente muchos ni bailábamos, ni cantábamos ni le haciamos al fut. Sólo metido en libros por esos años. Y a pesar de eso, malos estudiantes. Lo bueno es que ahora ya bailo rap y me se algunas canciones de reaggetón. Qué buen post compadre.

el VERDE !!! dijo...

en un colegio de curas rematados fue sensación un chavo que maldecía, le alegaba a los profes, le metía mano a las maestras y hasta se pajeaba en clase...

Pepito, ese era su apodo, ya no recuerdo porqué. Estaba en mi establecimiento pues sus padres creían que se iba a "componer", al pobre lo acabaron expulsando.

El uniforme, los rezos y la disciplina no permitían mayor rebeldía. A un pobre lo mandaron de regreso a su casa con una nota del rector, y todo porque "se atrevió a cortarse el cabello estilo hongo"... ahhh, los 90s.

Gabriel Arana Fuentes dijo...

A la verga...eso nunca la vi. Q buen post. la mierda de estudiar en colegio de hombres es que todos competían por ver quien era el más cercano a un cavernicola. Jajajaja,

Skunk LR dijo...

ahhh.. yo tambien vi a un ejemplar asi, todo mundo se moria por el, lo chistoso es que buscamos alquien para que le pegara, y a la hora de los vergazos, el ice termino verguiando a nuestro cuate... jejeje

El Aguafiestas dijo...

Pues este cuate, lo último que supe, fue que entró al fisiculturismo y el karate. Así que si paro en un hospital en estos días, seguro fue que se enteró que me burlé de él, y me rompió la madre.
Gracias a todos por su visita y sus comentarios.

Shoplifter-Davide dijo...

Bueno te voy a confesar que yo tambien tuve mi epoca a lo Vanilla Ice, incluso bailaba en las fiestas y todo el rollo y la ironia es que no fui a ese jodido concierto, y bueno despues mute a lo Beverly Hills 90210 digamos que un hibrido entre David Silver y Brandon Walsh, imaginate... que bueno que recapacite y descubri el buen rollo indie.