viernes, 4 de diciembre de 2009

Historias de Chayán – Los gays de enfrente


“No vaya ahí. Mire, que esos son gays. A saber ni qué le pueden hacer. No me tome a mal, pero yo no les confío. Hace días entró un trasvesti ahí… ¡un trasvesti, imagínese!

Un día se quedó uno parado acá en la puerta viendo los carteles y las paredes. "Qué buscás vos chayán?", le pregunté. Solo se me quedó viendo y siguió caminando, con un su estilo todo afeminado. Que asco. Creo que hasta las cejas tienen depiladas. No le digo pues, es el colmo.

Un chavo que vino acá la semana pasada, me contó que sí entró y lo atendieron. Y lo invitaron a un cumpleaños para el fin de semana. Y él de bruto fue. Sintió como si les gustaba y lo querían emborrachar. A saber ni qué le hubieran hecho. Tuvo que salir huyendo. Hubiera perdido su segunda virginidad, tná, jaja, si pues, su segunda virginidad. Jaja, por allá atrasito... ¿usted me entiende? Jaja. Uy no, que nervios.

Y yo no le quería contar, ¿pero sabe qué pasó anoche? Iban a violar a una mujer. Sí. Se lo juro. Hasta la policía vino. Ellos viven en aquella casa, allá enfrente. Pues la señora que vive al lado ya se había quejado con la policía que hacen fiestas los viernes y sábados durante toda la madrugada. Como son guanacos, parrandean hasta el amanecer, y no la dejaban dormir. Pero anoche escuchó gritos de una muchacha. Y cuando entró junto a los policías, vieron a una mujer tirada en la sala, en medio de una estrella pintada en el suelo, con candelas y todo. Como que hasta ritos satánicos hacen. Hoy no sé si están presos o qué, pero yo no les confío.

Además, no hacen tan bien su trabajo. Mire que yo he visto gays que sí saben lo que hacen, con estilo y todo. Y yo a usted le dejo mejor el corte. No es que sean mi competencia directa, usted. No. Cualquiera puede poner un salón de belleza o barbería en esta cuadra, yo no me enojo. Me preocupo por mis clientes. Pero ellos para nada, usted. Mire todo lo que son capaces.

Ahí corre la bola”.

Chayán existe en verdad y ha sido mi peluquero desde hace más de 10 años.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola David
Ya tenía 3 entradas q me perdía, pero te daré mi opinión rápida de cada una:

En el post de metallica opino que el cambio de gurús estuvo súper, en especial por nirvana, que en ese momento me fascinaba (también era adolecente en esa época) ja!

El libro me parece muuuuy interesante.

Y mi opinión en cuanto a este post es que para ser una basura como persona no tiene que ver con las preferencias sexuales, tú lo dijiste, hay gays con estilo, pero eso es porque son personas q se respetan y respetan a los demás.

Besos de la P. Rockera Sweet

André dijo...

Tná!

ambienteGt dijo...

mmmmmmmm, sería una estrella pintada con sangre de gallina de cinco puntas, incienso y candelas rojas?????????? Me recuerda a mi casa XD

Prado dijo...

Chayan le da miedo perderte como cliente. Pobre.

David Lepe dijo...

P. Rockera Sweet: Gracias por tus comentarios. Pues más que anti-gay, creo que chayán tuvo miedo de perder clientela... y por una competencia con homosexuales, claro. Porque sí lo eran, yo los conocí y eran abiertos y todo. No fue una lucha de tolerancia, más bien empresarial. Abrazo.

Andre: Simón amigo, yo disfruto las historias. Abrazo.

ambienteGt: Qué emocionante suena tu casa... Gracias por el comentario, muy atinado. Saludos.

Chayán: Tenía terror de perder clientes... pobre... pero ahora ya está solo otra vez en su cuadra. Salugos amigo.

Anónimo dijo...

creo q ya me enredé ¿este chayan no era gay pues? jeje lo he pensado en todos los caps. anteriores, es más en este parece loca qjándose de las otras "nenas", q chiste, tú y tus amistades peligrosas, take care jeje. Salut, Ma. Reneé