lunes, 28 de septiembre de 2009

Las almas errantes del Centro Histórico


Así les llamo a estas personas, en su mayoría artistas urbanos, algunos con talento, quienes se han regalado a las calles del Centro Histórico. En esta adopción obligatoria, se han apoderado de este sector para plasmar su propuesta artística y su tiempo de ocio.

Por las noches se les ve caminando de bar en bar, solos, buscando alguna cara conocida para sentarse a platicar y contar sus aventuras musicales, teatrales, plásticas, Etc. No me malinterpreten, terminan siendo “cae bien” y sus anécdotas son interesantes. Relatan con orgullo cuántas cervezas se han tomado en una hora, cuántos bares han visitado esa noche, a qué hora decidirán con quién acostarse y sus múltiples logros de su espectacular vida como mártir urbano.

El único “pero” que encuentro es mi imposibilidad de entablar una conversación de doble vía. ¿Por qué? Pues fácil, a ellos les importa un carajo mi vida. Que si estoy atrasado en mi trabajo, si tengo felicidades con mi pareja, si quiero ver una película… estas son pendejadas para ellos. Estos seres nocturnos han decidido vivir una vida con pocos compromisos, enviando a la mierda muchas cosas y actividades que para mí sí son importantes.

Si tengo un problema en el trabajo, si sufro un leve ataque de mal de amores, si mi familia sufre de algo… ellos me responden que es mi culpa y preguntan: ¿Por qué te atas a personas? ¿Por qué no sos libre? ¿Por qué seguís siendo siervo de este régimen capitalista? ¿Por qué no sos como yo?

Así que, mis almas errantes del Centro Histórico, no me interpongo en su camino de grandeza individual. Sigan sus sueños, continúen sus aventuras, pero no me vendan la idea de que somos amigos y les importo. Su interés en mí es la excusa perfecta para no tomarse una cerveza a solas, nada más, yo entiendo. Sigamos la dinámica de ese juego y terminemos nuestras cervezas en son de paz. Salud.

10 comentarios:

KARMILA dijo...

Jajaja niño, pues no mencionas en que parte del mundo es esto, pero al parecer creo que en todos los centros historicos hay esos seres y no es por nada, pero a mi me encanta la noche¡

No te enojes¡¡

Besos¡¡

Gabriel Arana Fuentes dijo...

sabes que iba a empezar este comment tirándote mierda y a exigirte, ipso facto, esas historias anegadas de excesos XXX de tu viaje corto a Brasil. Pero leo tu post y fuck... decapistaste a cientos de pizad@s, vergas creo que fui testigo de lo que te provocó este post. Y me di cuenta de que tenes uan visión bien fina, ala yugular.... en palabras dardonianas Touche¡¡¡

Prado dijo...

aplausos de público agradecido.

Shoplifter-Davide dijo...

Hace ratos que no camino por el Centro Historico, siempre paso en carro.

En cierta forma tiene razon, aunque lo del regimen capitalista no muy me convence, de todas formas sea capitalista o jodido comunista siempre se va estar trabajando para alguien.

Saludos.

David Lepe dijo...

KARMILA: Es en Guatemala, pero como tú dices, en Latinoamérica hay muchos así. No me enojo, mejor escribo. Gracias.

Gabriel: Sí, vos fuiste testigo de la guinda en el pastel. Mano, tan tranquilos que estábamos, y hasta mi lugar me quitaron vos, me tuve que sentar en un banco todo incómodo.
Las crónicas de Brasil vienen la próxima semana, gracias vos. Un abrazo amigo.

Prado: Gracias, como siempre, viniendo de vos, muchas gracias.

Shoplifter-Davide: Estoy de acuerdo con vos en todo. Yo trabajo en el Centro Histórico, si no lo hiciera, tal vez ni en carro pasaría. Y eso que me gusta mucho, te lo juro. Gracias.

David Samayoa dijo...

Bueno chaval, que hablar de problemas con alguien que medio conoces como que no vale la pena, mejor una buena conversacion de alta escencia cultural, anecdotas estupidas o chistes, pero aburrir a la gente con problemas personales, mejor aburris a un psicoanalista jajajaja...

Saludos...

el Kontra dijo...

A mi me llega ver a los distintos personajes del centro, pero no he tenido una experiencia cercana como la que describis, tal vez a mi me ven igual dichas almas... ¡¡¡Ijuelasss!!!

Anónimo dijo...

Creo que así como hay gente llena de historias y esencia -esa gente digna de llamarse bohemia, de la que podemos aprender muchas cosas-, también hay otro buen poco de almas que se esfuerzan por aparentar ser "interesantes", se transforman, se envician y renuncian a sus propias emociones e identidad bajo una indiferencia fingida, solo para llamar la atención y ganarse una que otra mirada extrañada o una cerveza gratis. Uff q desahogo amigo, gracias por compartirlo. Ma. Reneé

Issa dijo...

mmm comparto que son bastante egocentricos, locos pero hay alguno que se salva por ahi sincero y creativo... mi pregunta es: que tanto te interesa a voz ser amigo de alguien asi??? que no te robe el higado disfruta tu chela escuchando disparates de un "X" mientras te distraes de las tensiones diarias y lo demás es lo de menos... Además hay de los peores que si son o pretenden ser tus cuates y te llaman para chelear, desahogarse, y aun te piden que les prestes porque disque tienen muchos clavos... y jamás preguntan por vos, por como te sentis, bueno solo al inicio y por cortesía, ya vez? asi es la cruda realidad! :) abrazo!

David Lepe dijo...

David: ¿Vos andás de noche en centro, verdad? Es broma. Por supuesto que alguien que solo hable de problemas será un aburrimiento permanente. Ahí sí hay que contratar a un profesional. Te entiendo que hay gente para todo, para hablar cosas serias, estúpidas, chistes, Etc. Gracias.

el Kontra: pues date cuenta, si llegás solo a varios bares en una sola noche, si andás relatando cuantas chelas llevas, si te sentás a platicar con gente que no te importa toda la noche... tal vez sos uno de ellos. NOOOO. Saludos Kontra, éxitos.

María: Es que están los artistas bohemios que sí dan ganas de invitarlos uno mismo a la mesa, pero existen otros que se nota son puro parásito. Te entiendo. Gracias.

Issa. Gracias por tu consejo. En serio, muy valioso. Un abrazo.